Reflexiones de Divan

La coherencia del pensamiento político


1 comentario

La final de la Copa del Rey sin esteladas

esteladablava

La delegada del Gobierno de Madrid prohibe las esteladas en la final de la Copa del Rey.

 

 

 

La delegada del Gobierno de Madrid, Concepción Dancausa, ha esgrimido la Ley del Deporte para prohibir las esteladas en la final de la Copa del Rey de fútbol entre F.C. Barcelona y el Sevilla.

La mencionada ley, artículo 2 del Título Preliminar sostiene lo siguiente:

La exhibición en los recintos deportivos,en sus aledaños o en los medios de transporte organizados para acudir a los mismos de pancartas, símbolos, emblemas o leyendas que, por su contenido o por las circunstancias en las que se exhiban o utilicen de alguna forma inciten, fomenten o ayuden a la realización de comportamientos violentos o terroristas, o constituyan un acto de manifiesto desprecio a las personas participantes en el espectáculo deportivo.

Para la Delegación del Gobierno de Madrid, la estelada, bandera catalana que representa el independentismo de Cataluña, es un símbolo que puede fomentar la violencia entre los seguidores barcelonistas u ofender a algunos de los espectadores del partido de fútbol.

Los abogados blaugranas interpusieron una denuncia en el Juzgado Contencioso-Administrativo nº11 de Madrid, por considerar que era una vulneración a los derechos constitucionales de libertad de expresión. Y si bien el asunto se ha resuelto con la sentencia que permite la exhibición de la bandera independentista a los aficionados, el debate se ha abierto.

Algunos miembros del Partido Popular han reconocido lo excesivo e inapropiado de la medida de la delegada gubernamental, otros, como Soraya Saénz de Santamaría, vicepresidenta en funciones, han apoyado la prohibición.

Varios grupos políticos, entre ellos el PSOE, han criticado la utilización política que se pretendía dar a un simple evento deportivo.
Por otra parte, el president de Catalunya, Carles Puigdemont, y, la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ya anunciaron antes del dictamen jurídico que en caso de que no se revocase la medida, no acudirían al partido. Ambos consideraban que era una politización.

La opinión pública más radical afirma que el símbolo independentista no fomenta a la violencia pero ofende a aquellos que rechazan de pleno la secesión catalana.

Bien, yo no apoyo el independentismo catalán, creo que juntos avanzamos mejor que separados. Pero que no esté de acuerdo con sus ideas no significa que crea en que puedan prohibir expresarlas.

Hay quién en su locura ha equiparado la estelada con banderas pre-constitucionales como la franquista. No es equivalente, una representa una dictadura, muchas muertes y la represión de todos los derechos democráticos, la otra un deseo de independencia.

Hay varios motivos para considerar ridícula la prohibición de Dancausa:

1º Arguye que fomenta la violencia. ¿Qué violencia genera esa bandera? No es como la que enseña el ISIS, que promueve la yihad y el asesinato del infiel.

2º Que la libertad para expresarse a través de símbolos ofenda a algunos no da derecho a prohibir esas manifestaciones. A mí igual me ofende el color rojo, pero no van a prohibirlo en todo el país porque me incomode.

3º Cuando existen dos leyes que se contradicen la una a la otra en España se aplica aquella que tenga mayor grado de importancia, en este caso la ley Constitucional Artículo 20 del Título 1 que establece la libertad de expresión.

4º Ya no es cuestión de que la legislación avale la preponderancia de la libertad de expresión sobre otras leyes. Se puede estar de acuerdo o no con la secesión, pero es vergonzoso el uso partidista y sectario de poderes públicos con la manipulación y tergiversación de leyes.
                                       Es imponer el ideario. Es censura. Es dictadura.

No soy fan futbolera, pero sí lo soy de la democracia, la libertad, el derecho a expresarse y pensar como se quiera siempre que no haga daño a nadie. Utilizar a los diferentes poderes para coartar esos derechos es deleznable.

Además, lejos de atajar el problema al no mostrar en TV a los seguidores independentistas que exhiban sus banderas lo acrecienta, porque de no haber promulgado esa norma, nadie le habría prestado tanta atención. Ahora, es un tema relevante y de actualidad.

También es cierto que de esta manera, mientras hablamos de la libertad de expresión, banderas independentistas e injerencias de la política en ámbitos deportivos, no se habla del gasto que van a suponer unas nuevas elecciones nacionales, de la penalización de la UE a España por superar el déficit y su consiguiente multa, de la falta de entendimiento entre partidos políticos a pesar de que es el deseo de la ciudadanía…
Es como el tema de Gibraltar, los inmigrantes o ETA, cuando hay que desviar la atención, ¡qué casualidad! siempre hay novedades.


Deja un comentario

Pariedad no significa parida

Todos los 8 de marzo se han establecido como el Día Internacional de la Mujer, con el fin de buscar igualdad entre hombres y mujeres y poner en valor a estas últimas.

El Consistorio de Valencia, con motivo de este día, ha instalado en sus semáforos peatonales a un lado el muñeco de un hombre tradicional, pero, al otro, una figura femenina con falda.

Esta medida llevada a cabo en el paso de peatones de la Calle Xátiva, se hará extensiva a otros 20 semáforos de la ciudad. La idea es mostrar pariedad entre hombres y mujeres.

30

Con similares motivos los partidos políticos PodemosComprimís han propuesto una medida no de ley para cambiar el nombre del Congreso de los Diputados a sólo Congreso. Las explicaciones que aducen es que “diputados” es una palabra que excluye a las diputadas que trabajan en la Cámara, y a su vez, a las mujeres a las que representan.
Según Comprimís, la mayoría del lenguaje del Congreso es en alusión a hombres.

Según Rosana Pastor, de Podemos, se debe usar una “guía de lenguaje inclusivo, para adaptarlo a una realidad social”.

Celia Villalobos, del PP, ha calificado la propuesta de “tontería” y ha exigido prestar atención para “cambiar las cosas serias“.

Si bien la igualdad es esencial en cualquier sociedad, en esta ocasión, hay que darle la razón al PP. Hay cosas más importantes en relación a la igualdad.

Claro que no hace daño a nadie cambiar semáforos o acortar la nomenclatura del Congreso. Pero esos son pequeños pasos que no van a ser significativos. ¿Va a respetar más un hombre a una mujer porque al pasar en los semáforos ve un muñeco con falda? Como he leído un día en las redes, el hecho de que una mujer tenga que llevar falda ya es más machista en sí que el hecho de que los muñecos sean hombres.

Hay problemas mucho más preocupantes respecto a la igualdad que estos. Multas para aquellas empresas que no pagan lo mismo a hombres y mujeres en un mismo puesto o estamento, con muchos inspectores que se aseguren que esta norma que ya existe, realmente se cumpla. Problemas a la hora de cogerse bajas por maternidad, etc.

Si se quiere educar a la base de los ciudadanos, empecemos por los jóvenes, educándoles en el respeto, en que controlar el móvil del otro no es amor, en que entrar gratis a una discoteca por ser chica ya es discriminación y aunque aparentemente hay un beneficio, en realidad te están tratando como a carne.

Hay miles de medidas que se pueden tomar y que supongan un pequeño paso que cambien las cosas. Los políticos deberían prestarlas más atención en lugar de medidas sensacionalistas que darán lugar a unas cuantas noticias en los medios de comunicación.

Para ejemplo, una empresa británica, Coexist, plantea dar libres los días de menstruación a sus trabajadoras. Según los propios compañeros de la empresa, las trabajadoras con dolor menstrual desempeñan peor su cometido. Por muy mal que se encuentren, siguen trabajando porque no consideran que estén enfermas -y no lo están-.
Sin embargo, si se van a descansar esos días, cuando vuelven al trabajo, su labor es mucho más creativa y productiva que si se han quedado.
Por eso, Coexist planea calificar esos días como libres como política de empresa.

Seguro que algún hombre aducirá que eso es discriminación positiva. Pero esto sólo es el equivalente de que las oficinas de Google sean espacios abiertos y con juegos para que sus trabajadores estén más relajados: Cuestión de productividad.

 


2 comentarios

¿Qué parte de NO no entiende?

 

El debate de investidura de Pedro Sánchez se produjo 2 de marzo. La votación fue negativa, un NO que el candidato del PSOE obtuvo de todos menos de Ciudadanos, con quién ha pactado.

Sin embargo, lo interesante, más allá de un resultado previsible, fueron los alegatos de los distintos grupos para justificar sus votos.
Hubo varias cosas a comentar, como la ofensa sin venir a cuento de Pablo Iglesias a Felipe González -tanto criticar hablar de herencias y mira dónde fue…-. O las caras, cómicas hasta el delirio, del ministro de Sanidad, Alfonso Alonso, la ministra de agricultura, Isabel García Tejerina, y, sobre todo, del ministro de Interior, Luis De Guindos, ante el beso en los labios entre Pablo Iglesias y Xavier Domenech, tras la intervención de este último. Tal eran sus expresiones, que todos los medios se han hecho eco de sus caras ante el beso, más que resaltar el beso en sí.

beso-Pablo-Iglesias-Xavier-Domenech_106500084_1872294_1706x960

Desde mi más sincero convencimiento, creo que De Guindos tuvo un autocontrol encomiable, porque creo que lo ejerció para no golpear a los cariñosos diputados, vista la cara que puso al ver el ósculo.

Pero cuando de verdad el debate me llegó al alma fue con la intervención del presidente del Gobierno en funciones.
Mariano Rajoy le explicaba a Sánchez en su turno de palabra: “Vamos a votar no. Y no es NO señor Sánchez. ¿Qué parte del NO es la que Ud. no entiende?

Lo confieso, ante estás palabras, sin estar a favor de nadie en concreto, le hablé al televisor. No lo pude evitar. La respuesta a esa pregunta me salió de lo más profundo:

Sánchez no entiende la parte del NO que Rajoy con el NO a los RECORTES.
NO a la PRIVATIZACIÓN
NO a la POBREZA ELÉCTRICA
NO a la CORRUPCIÓN
NO al RESCATE de la banca
NO al DESEMPLEO….

televisionfutbol3d

En mi defensa diré que los expertos afirman que expresar los pensamientos en alto es bueno. Es más, el propio Rajoy hizo gala de esta premisa cuando dijo:

“Lo que hemos hecho es engañar a la gente”.

Aunque creo que no era lo que tenía en mente decir ante todo el Congreso en la nueva pero corta legislatura.


4 comentarios

Quién maneja los hilos

maxresdefault

Estos días asistimos al encarcelamiento como medida de precaución de dos titiriteros andaluces, por enaltecimiento del terrorismo e incitación al odio mientras interpretaban una obra –La Bruja y Don Cristobal-, durante los Carnavales de Madrid, en teoría para todos los públicos. El contenido de la representación incluía ahorcamiento de un juez, violación de una monja y un folio con el escrito “Gora Alka-Eta” -“Viva Alka-Eta”-, en referencia a los grupos terroristas Al qaeda y ETA.

Pancarta-Gora-Alka-ETA-Carnaval-Madrid_EDIIMA20160207_0164_4

El juez, Ismael Moreno, el día de los hechos, tras la acusación de la Fiscalía del Estado -Carmen Monfort- a los jóvenes, consideró necesaria la encarcelación por riesgo de fuga, además de pasar a disposición judicial las temibles “armas” que utilizaron los interpretes, sus títeres.

Ayer, día 10, tras pasar cinco días encerrados, el magistrado decidió que las alegaciones de la defensa de los acusados de tener “arraigo” eran válidas y que no había riesgo de reiterar el delito. El arraigo debe ser que el día de la detención aún no era profundo.

Puesto que los acusados fueron contratados por el Ayuntamiento de Madrid, en el que gobierna Ahora Madrid, con Manuela Carmena como alcaldesa, los políticos del PP se han lanzado a criticar cual hienas. Lejos de entender que hubo falta de rigor al no ver la Concejala de Cultura, Celia Mayer, en qué consistía la obra, achacan todas las responsabilidades a la edil. ¡Qué cosas, con la que está cayendo en Valencia y lo mejor que tiene la Oposición es esta acusación!

Como esta gala judicial de respeto a la libertad de expresión -aunque sea de mal gusto- era poca, un joven gallego, para solidarizarse con los titiriteros, se disfrazó de igual forma y salió a las fiestas carnavalescas con el mismo cartel que se mostró en Madrid. Cuando le detuvieron en medio de la fiestas varios policías de las inmediaciones de la fiesta pensó que era una broma.

Qué decir. Entiendo a la Fiscalía y al juez, porque estos “malhechores” que usaron la sátira y la ironía para denunciar la corrupción y el abuso de poder son delincuentes peligrosos, que pueden escaparse y representar…yo que sé ¡financiación ilegal en el partido gobernante! o cualquier cosa, y, eso no se puede permitir.

Rodrigo Rato con sus presuntos millones no necesita prisión preventiva,  ¿dónde va a huir un ex político de alto rango?

Cristina de Borbón no necesita fianza, firmaba documentos para evitar declarar a Haciendo por puro amor a su marido, inocente de ella que trabaja en un banco, que no sabía que rubricaba. Ya se sabe que, como dice la Abogada del Estado en el juicio por el Caso Nóos, Dolores Ripoll, “Hacienda somos todos” es un eslogan meramente publicitario.

Y la pobre Rita Barberá, que ni puede ir a ejercer como senadora a agradecer que la hayan hecho miembro de la Comisión Permanente del Senado para que cuando haya elecciones ella siga de aforada. Ni siquiera el día que su presidente, Mariano Rajoy, visitaba la Cámara.

Estos titiriteros ¡qué malos son!

España, el país de la democracia, la igualdad entre personas a los ojos de la ley y baluarte de la libertad de expresión. Ante todo, derechos fundamentales.


4 comentarios

Juego de Tronos versión española

En estos días asistimos a la versión española de los libros y serie “Juego de Tronos“. Para aquellos que no la hayan visto ni leído consiste en un reino imaginario en el que narra las intrigas de varios poderosos para llegar al trono y así gobernar.

Con el resultado de las elecciones, en el que los votos han sido distribuidos entre varios partidos pero sin ninguna mayoría absoluta, podemos ver cómo los políticos tratan de hacer pactos para que su partido llegue a gobernar España.

Por un lado, podemos ver a Mariano Rajoy, candidato por el PP, ofrecer pactos a PSOE y Ciudadanos para mantenerse en Moncloa -él afirma para que gobierne la centralidad ideológica-.
Ciudadanos se presta a ello más que feliz, porque con el batacazo electoral que ha tenido, estar en medio del “sarao” es más de lo que podían esperar. Así que, se erigen adalides del diálogo y como negociadores entre distintas fuerzas.

Lo llamativo de la oferta de Rajoy a Sánchez es que le ofrece pactos mientras le ofende y realiza duras declaraciones contra él. Un comienzo buenísimo -valga la ironía- para que alguien pacte contigo.

Por otro lado, está Pedro Sánchez, esperando a verlas venir, mientras tantea el terreno y se aferra con uñas y dientes a su puesto de candidato. Sabe que cuando por fin haya presidente del Gobierno, sea en esta legislatura o en otra si no hay acuerdos, si él no está en Moncloa, sus compañeros de partido le van a poner de patitas en la calle. Es más, Susana Díaz ni disimula que lo está deseando para poder ocupar su puesto.

Para rematar, Pablo Iglesias, dirigente de Podemos, se descolgó con una proposición de pacto para IU y PSOE tras su reunión con Felipe VI: Gobierno entre los partidos de izquierdas, con Pedro Sánchez de presidente, Iglesias de vicepresidente y los Ministerios repartidos. Además, coronó su proposición en referencia a Sánchez con la frase: “La posibilidad de ser presidente es una sonrisa del destino que siempre tendrá que agradecer“, afirmó con una sonrisa burlona.

Que todos los pactos, sean del partido que sean, de puertas para adentro, negocian para llegar al poder y quién se queda qué Ministerio o se reparten los cargos es algo innegable. Pero hombre, de cara a los ciudadanos, al menos, que parezca que negocian propuestas para mejorar España.

Parece mentira que unos especialistas en imagen y espectáculo como Podemos, hayan mostrado su ambición por el poder, la misma que criticaban de “la casta“, tan a las claras.
Además, con unas maneras tan ofensivas para aquellos a quiénes proponen pacto, porque los implicados se enteraron junto con el resto de españoles de la propuesta.
Alberto Garzón (IU) se enteró por un whatsapp que le mandó Iglesias unos minutos antes de la comparecencia ante los medios. En realidad, más que enterarse, sólo le dijo que “estuviese atento a la rueda de prensa”.
Pedro Sánchez directamente se enteró por los medios y porque el Rey le trasladó la idea de formar gobierno.

Tan burdas fueron las formas de Iglesias en la rueda de prensa, rodeado de algunos de sus diputados, que hay quién dice que sólo es un órdago, lejos de una propuesta seria de pacto.

Conclusión: Aún nos quedan bastantes días para contemplar este baile de sillas, o juego de tronos, en el que los políticos se mueven al son de la música mirando de reojo a los demás para conseguir sentarse en el primer sillón del Congreso. Miedo me da lo que puede surgir.

Lo peor es que mientras ellos juegan, bailan, negocian, los españoles estamos sin Gobierno, no se puede legislar, todo se retrasa y los únicos paganos somos los de siempre, los ciudadanos.


Deja un comentario

Mas es menos

Las elecciones catalanas dejaron un escenario dividido. Dentro de los independentistas, hay diferentes posturas hacia lo que quieren que sea Cataluña.

La CUP, partido comunista, es quién con sus votos podría conseguir que el candidato de Junts Per Si y actual president de Catalunya, Artur Mas, fuese investido de nuevo como máxima autoridad catalana.

Junts Per Si, realizó negociaciones a lo largo de los tres meses que han pasado de las elecciones con la CUP. Les ofrecieron diferentes cosas, excepto el cambio de candidato a la presidencia, requisito de la formación comunista.

Al final, hubo varias deliberaciones internas de la CUP -muy reñidas– en las que se decidía si se accedía a la investidura de Mas por el bien de la independencia y para evitar nuevas elecciones. La respuesta de sus miembros fue que preferían nuevas elecciones antes que a Mas.

Por su parte, Junts Per Si, ante estas noticias, ha decidido que seguirán con Mas como candidato. Acusan a la CUP de no tener en cuenta al resto de la sociedad, sólo a los miembros de su partido. Es curioso, porque es más o menos lo que hacen los catalanes respecto al resto de españoles

El caso es que, Mas, que se ha postulado como el adalid de la independencia, que afirma amar a Cataluña y desea que ésta sea un Estado por encima de cualquier cosa, Constitución incluida, ahora está bloqueado.

No entiendo ese amor incondicional del que presume Mas, o mejor dicho, no entiendo la FORMA de ese amor. Si tanto quiere la independencia y sabe que si renuncia a ser president de la Generalitat puede avanzar el proceso ¿por qué no lo hace?. ¿Vale más el poder que la independencia? La respuesta debe ser que , cuando, pasados tres meses, con un claro rechazo a su persona, que no a su partido, sigue aferrado con uñas y dientes a su posición.

Mas no es representante del independentismo, sólo es representante de cómo alguien manipula los sentimientos e ideas independentistas de los catalanes en su favor para obtener poder.

Amar a alguien o algo no es sólo luchar por ello, también es saber apartarse si es necesario.


1 comentario

Un Congreso coloreado

Las elecciones has terminado. Ahora comienzan las conversaciones y los pactos para ser presidente del Gobierno.

Algunos se han sorprendido de que el bipartidismo haya muerto. Podemos ha entrado en el Congreso con fuerza, mientras que Ciudadanos, al que se auguraba un gran número de diputados, ha obtenido peores resultados de los vaticinados -parece un soufle, muy hinchado primero, bajón después-.
Aunque, al menos, han conseguido diputados, es más de lo que puede decir UPyD, que ha pasado de tener 5 escaños a ninguno, ni siquiera pueden consolarse con los votos, no han conseguido ni un 1%.
Eso sí, a Gómez De La Serna, diputado por el PP de Segovia, huido desde la publicación de su presunto tráfico de influencias, le han vuelto a votar.

El problema de un voto tan dividido es que ni con pactos se obtiene una mayoría absoluta con la que gobernar. PP+Ciudadanos no obtiene los escaños necesarios. El PSOE con los peores resultados de su historia junto con Podemos tampoco alcanzaría los votos necesarios.

En esas estamos, en conversaciones en las que unos ofrecen a otros cosas para conseguir ser investido, o para que los adversarios se abstengan en las votaciones.

Lo bueno de un Congreso tan variopinto es que las leyes tendrán que ser acordadas. Si nadie, aún con coaliciones, tiene mayoría absoluta, todo tendrá que ser pactado, y al ser así, aunque el próximo Gobierno fuese de otro color, no cambiaría esas leyes, porque ellos mismos la aprobaron. ¡Quizá por fin tengamos una ley de Educación que no cambie cada 4 años!

En mi opinión, un Congreso con varias formaciones ayuda y fomenta la democracia y la estabilidad. Sin embargo, un Gobierno de coalición, aunque parezca contradictorio, será muy inestable. ¿Por qué? Porque al ser grupos políticos diferentes, a pesar de que sean afines, tendrán que negociar entre ellos cada paso que den, lo que ralentizará todas las acciones y normativas que se planteen.

Quién será, será, el que gobernará…(Tono de canción qué será, será)